Sicaria menor de edad: “Los maté por orden del barrio”

Con una frialdad extrema una pandillera reveló que por órdenes del “barrio” ultimó a tres transportistas en la zona norte del país.

La captura fue llevada a cabo por agentes de la Fuerza Nacional Anti Maras y Pandillas, en una operación de vigilancia y seguimiento en el sector de Dos Caminos, municipio de Villanueva, Cortés.

“Sí… yo los maté por orden del barrio 18”, dijo tranquilamente la menor de edad a los periodistas que se encontraban en el área, cubriendo el suceso.

En ese sector un equipo antipandillas le dio detención a tres personas, entre ellas una menor de edad, identificada solo como la “La Inquieta”, con residencia en la colonia La Paz, La Lima, Cortés.

Junto a la menor se aprehendió a Génesis Gabriela Murillo Montes (18), apodada “La Perroski”, con domicilio en colonia La Pradera, La Lima, Cortés y a Henry Alberto Quiñónez Vásquez, residente en la colonia Fesitranh, San Pedro Sula, Cortés. Y quien andaba con un vestido, lista para ir a bailar.

Los detenidos en mención, son miembros activos de la pandilla 18 y se dedicaban a cometer el delito extorsión y otras actividades delictivas en la ciudad de San Pedro Sula, Cortés.

Al momento de su captura se les decomisó 3 mil 100 lempiras, producto del cobro de la extorsión y un vehículo tipo turismo, marca Honda Civic, color negro.

De acuerdo a las investigaciones realizadas por los antipandillas, la menor conocida dentro de la “mara 18” como “La Inquieta”, es una temida “gatillera” o sicaria, cuyo cartel delictivo cuenta con el asesinato de al menos tres motoristas del transporte público.

“La Inquieta”, según investigaciones estaría vinculada de manera directa al asesinato del taxista Fernando Dueñas, hecho realizado en el barrio El Centro de la ciudad de San Pedro Sula, el 3 de enero del 2019.

Además se le investiga porque en otro hecho similar el 4 de enero de este año, en el barrio El Centro de SPS supuestamente asesino a el taxista Carlos Roberto Cruz.

De igual manera a la “gatillera” se le daba busqueda, porque el sábado 12 de enero participo activamente en el asesinato del conductor de una unidad del transporte interurbano, identificado como José Santos Guardado López.

En ese último hecho criminal, según relato de testigos, una fémina que se conducía en la unidad le disparó.

En las investigaciones posteriores de agentes de la FNAMP se determina que “La Inquieta” fue quien disparó contra la humanidad del motorista.

Luego de cometer los tres crímenes, la mujer al sentirse, descubierta, identificada y perseguida por elementos policiales huyo de la ciudad de San Pedro Sula y estuvo trasladándose a diferentews municipios de Cortés.

Tras su captura la fémina fue trasladada a una posta policial y en su transborde a bordo de una patrulla, al ser consultada por qué había acabado con la vida de los empleados del rubro transporte, friamente reveló que los asesinó por “órdenes del barrio” o pandilla 18.

Deja una respuesta